Ad
Ad
Ad
Principales

Grave situación económica en Chetumal provoca cierre de negocios

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr

Chetumal, 22 de agosto
Anwar Moguel

“La economía precaria que aumenta día con día en esta ciudad, sumado a la inseguridad, donde decenas de comercios de diversos giros y tamaños son víctimas de la delincuencia están provocando el cierre de negocios en Chetumal”, sentenció el presidente de la Unión de Propietarios, Restaurantes, Bares y Similares (Uprobars) Joaquín Noh Mayo, pues dijo que en lo que va del año 32 negocios se han visto obligados a bajar las cortinas, e incluso la situación es tan extrema que algunos bares no duran ni cinco meses abiertos.

“Tan solo en lo que va de este año han cerrado 32 negocios de diversos tamaños y giros, por ejemplo, donde estaba “Guanatos” en el boulevard Bahía fue rentado dos veces en este año y hoy puedes pasar y está cerrado, donde estaba “Stage” pusieron un antro denominado “Royal”, ya va a cerrar este fin de semana, y así como estos varios más ya cerraron o están por cerrar sus puertas y con ello muchas familias se están quedando sin un sustento”, manifestó.

Noh Mayo indicó que a diferencia de la zona norte del estado, la capital cuenta con temporadas bajas críticas, que se agravan con factores como la inseguridad, falta de economía y nulo financiamiento del gobierno y la banca.

“Es muy difícil un financiamiento por parte de la Secretaría de Economía y muchas veces hasta imposible por parte de un banco; el gobierno te lo disfraza con cuatro o cinco puntos que todo mundo tiene para obtener un crédito y te envían a los bancos, quienes son realmente los que dan el dinero, te ponen requisitos difíciles de presentar, como dejar propiedades en garantía o la firma de un aval que responda por los créditos”, dijo.

El empresario también denunció que prevalecen los robos a pequeños y medianos comercios. “No hay trabajo de inteligencia en las corporaciones policiacas de la entidad, de los robos que se han dado, hemos presentado pruebas de videos y fotografías de las personas que entran a robar a los comercios, se los hemos entregado en las manos del vicefiscal del estado, pero tardan meses, no existe ninguna orden de cateo o detención contra estos delincuentes, esto es una burla para los empresarios que hacen su denuncia”, acusó.

Por último, consideró que ante los aumentos de los pagos de tributaciones y licencias a los tres niveles de gobierno, comerciantes chetumaleños del giro de vinaterías o minisúpers han optado mejor por rentar sus negocios a una poderosa empresa cervecera, recibiendo entre 4 a 7 mil pesos mensuales en lugar de seguir absorbiendo pérdidas.

“En estos casi tres años han cerrado 150 negocios en Chetumal, donde al menos tres o cuatro personas dependían económicamente de ellos, es grave la situación, urge que las autoridades nos escuchen y atiendan, de lo contrario más establecimientos seguirán bajando cortinas”, concluyó.

Escribe una opinión

19 + twenty =