Ad
Ad
Ad
En la Red

Huelga de hambre por fraude bancario en Chetumal

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr

Chetumal, 23 de abril
Anwar Moguel

Elizabeth Alpuche Pajón, maestra jubilada de educación física, inició desde la tarde de este lunes una huelga de hambre a la entrada del banco BBVA Bancomer ubicado en pleno centro de Chetumal en protesta por un presunto fraude de alrededor de 600 mil pesos que fueron retirados de su cuenta por otra mujer en Tijuana y también en esta capital.

“El banco admitió haber cometido un error jurídico, de allí me pasaron a otros teléfonos de atención a clientes y me decían que no podían resolverme nada, ya que una mujer de nombre Jazmín Pérez usurpó mi nombre, estuvo retirando mi dinero hasta dejarme solo con 95 pesos en la cuenta”, narró.

La afectada señaló que dicho monto es producto de los pagos que le fueron realizados como parte de su retiro, pensión y seguro tras recibir un diagnóstico médico de invalidez total y permanente.

“Estoy pensionada por invalidez total y permanente, me fracturé la cadera, tengo una prótesis total de cadera, me entregaron seguros de vida, afore y otros pagos más, tengo año y medio viviendo en Chetumal, viví 40 años en Tijuana pero soy de esta ciudad, desde octubre vi que venía disminuyendo mi dinero y lo notifiqué al banco, pero hasta la fecha no me resuelven nada”, denunció.

Calculó que el ahorro perdido es de una cantidad de 600 mil pesos, producto también de los ingresos de su pensión mensual y el pago del aguinaldo recibido en diciembre del año pasado, agregando que no conformes con haber retirado prácticamente todo el dinero, a la usurpadora el banco le autorizó un crédito por el cual le descuentan 12 mil pesos mensuales directamente de su pensión.

“Retiraban nueve mil, 15 mil, 17 mil por ventanilla de manera diaria, no hay manera que retires esa cantidad por medio de un cajero, tuvieron que hacerse por ventanilla en complicidad con trabajadores del propio banco, además que este mes de 17 mil pesos que tengo de pensión solo me llegaron 5 mil pesos por un supuesto crédito, no sé quien se robó mi dinero, si el banco o alguien del mismo banco”, dijo.

Advirtió que está dispuesta a morir frente a las instalaciones bancarias si no le reintegran su dinero ahorrado y le cancelan el crédito que ella nunca pidió.

Tras la denuncia, que circuló también en redes sociales, este martes por la tarde la afectada levantó su plantón, y aunque los ejecutivos del banco no quisieron hablar del tema trascendió que a nivel central ya analizan la situación y buscarán llegar a un acuerdo con la maestra jubilada.

Escribe una opinión

4 × four =