Ad
Ad
Ad
Opinión

Traidores y lobos

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr

Tiro Libre | Anwar Moguel
Novedades Chetumal

Ni siquiera llegaron a los diez días. Con hambre caníbal, los diputados de Morena empezaron a lanzarse dentelladas entre ellos en la sesión en la que se realizó el reparto de comisiones de la actual Legislatura, donde de forma vergonzosa exhibieron al público sus diferencias irreconciliables cuyo origen es la guerra campal de las tribus que integran al partido lopezobradorista.

Los morenos no lograron mantener la armonía incluso después de que su dirigente nacional, Yeidckol Polevnsky Gurwitz, viniera expresamente a la capital estatal con la misión de “poner orden” en sus filas, lo que evidentemente no logró. Los acuerdos tomados en la reunión con la presidenta del partido fueron pisoteados a la primera oportunidad.

Y si bien consiguieron que Edgar Gasca Arceo, al que la propia Yeidckol intentó desconocer como coordinador y bloquear su acceso a la presidencia de la Junta de Coordinación Política, lograra quedarse con el liderazgo del Congreso en el primer año con el voto unánime de los 25 legisladores, la bancada guinda se rompió casi de inmediato, por desacuerdos en el reparto de las comisiones.

Tres de los diputados de Morena, Alberto Batún, Paula Pech y Linda Cobos, nada afines al equipo de Edgar Gasca, se dieron la voltereta y unieron sus votos al bloque del PAN, PRD, PRI, MAS y MC, para “mayoritear” a su coordinador y dejar a sus leales con las comisiones menos apetitosas.

También se sumaron al mayoriteo los supuestos aliados del Verde y PT, pues José de la Peña Ruiz de Chávez, Hernán Villatoro y Roberto Erales, se agenciaron para sí mismos presidencias de comisiones muy jugosas.

En respuesta, la diputada guinda Reina Durán calificó de “traidores” y “enemigos de la 4T” a sus correligionarios por ceder buena parte del control del Congreso al bloque opositor; en contraparte, Alberto Batún dijo que en Morena había “lobos” vestidos de ovejas, en referencia al grupo de Gasca.

¡Vaya imagen que se está construyendo Morena en los primeros días de ser mayoría en el Congreso! Si creemos lo que dicen de ellos mismos, la bancada guinda está compuesta de dos especies: traidores y lobos, para beneplácito de los verdaderos lobos de largo colmillo que, desde las otras curules, observan gozosos como los guindas se destrozan, mutilando su posibilidad de convertirse, en los hechos, en la fuerza dominante en el Congreso.

Escribe una opinión

fifteen + fifteen =